La danza habitada

La danza habitada es un viaje hacia el interior de una misma, de conexión con el propio cuerpo. La fotografía me regala los movimientos dibujados en el aire, la energía hecha cuerpo enraíza el movimiento ahora para explicarnos lo que siente, lo que es, lo que vive.